Datos siguen en el limbo en los pequeños negocios

Datos siguen en el limbo en los pequeños negocios

big-data

Solo una minoría de pequeñas y medianas empresas utiliza los centros de datos y el cloud computing, o estrategias de negocio en la nube, para sus labores de marketing online. Incluso muchos negocios han recortado sus presupuestos dirigidos al análisis de la información de los clientes.

A pesar de que se podría pensar, por muchos estudios e investigaciones, que la tecnología es uno de los enfoques principales para las Pymes este año, y sobre todo al ver el aumento de la inversión en esta área, los más recientes datos indican que esto está muy lejos de ser cierto, sobre todo cuando se trata de la organización de los datos de los clientes.

Propietarios de Pequeños Negocios que han migrado a la nube, julio de 2015 (% de los encuestados)

datospeques1

En julio de 2015 un estudio realizado por The Small Business Authority, arrojó que seis de cada 10 estadounidenses propietarios de pequeñas empresas (SBO), admitió que sus datos no se almacenaban en un centro de especial de información, pero además, sólo un tercio de Pymes SBOs dijo que había migrado a la nube.

A pesar de la creciente importancia de la recopilación, agregación y actualización de las bases de datos, una investigación hecha por Ebiquity para American Express, encontró que las pequeñas empresas realmente habían reducido su inversión en el análisis de datos de los clientes.

Entre los dueños y encargados de pequeños negocios en EE.UU., encuestados en la primavera de 2015, sólo el 45% dijo que analizaron información de los cliente u otros datos, frente al 69% que había dicho lo mismo en el otoño de 2014 y el 65% ??en la primavera de este mismo año.

Propietarios de Pequeños Negocios que analizan al cliente u otros datos: Primavera 2014, Otoño 2014 y Primavera 2015 (% de los encuestados)

datospeques2

Cuando se les preguntó acerca de los mayores obstáculos para la implementación del análisis de datos, los encuestados fueron más propensos a citar las limitaciones de tiempo, aunque esto se redujo del 48% registrado en el otoño del 2014 al 42% en la primavera de 2015.

El costo también se había convertido en un problema, aunque menor, pasando del 32% de los que respondieron a un 22%, esto entre el otoño del 2014 y la primavera de 2015. Mientras tanto la falta de conocimiento sobre cómo llevar a cabo estas tareas se había convertido en un obstáculo mayor, pasando del 24% al 28% entre los dos últimos estudios.

Herramientas de gestión de datos

Lo cierto es que la gran cantidad de datos que se generan cada día, tanto de manera online como offline, puede resultar abrumadora y convertirse en un gran reto para aquellos negocios, especialmente pequeños, que no sean capaces de analizar dicha información.

Son las grandes empresas las que están aplicando proyectos de Big Data de forma eficaz, ya que para la gran mayoría de las pequeñas empresas no se trata de una tarea sencilla, especialmente, para aquellas que no cuentan con las infraestructuras ni los conocimientos internos necesarios.

Pero más allá, muchas de esas pequeñas empresas no se han dado cuenta del verdadero valor de Big Data, que reside en la capacidad para interpretar los datos y para tomar decisiones inteligentes que ayuden al éxito de los negocios.

Primero hay que entender que una estrategia de Big Data no significa analizar todas las fuentes de datos, ni realizar informes descomunales, sino saber con qué fuentes de datos se dispone y centrarse en aquellas que son realmente relevantes para el negocio.

La mayoría de emprendedores y startups, seguramente piensa que los datos más útiles se encuentran en redes sociales: Facebook, Twitter, Youtube, Instagram, pero la verdad va un poco más allá.

Por ejemplo, para analizar grandes volúmenes de datos, la gran mayoría de las empresas utiliza herramientas de business inteligence (inteligencia de negocio), que es como hace años se denominaba a este tratamiento de los datos.

Muchas de las grandes marcas como Microsoft, Oracle y SAP, han puesto también a disposición de las pymes herramientas de business inteligence a un precio más asequible y escalables, según las necesidades de negocio. Este tipo de herramientas suelen combinar, como mínimo, procesos de integración y visualización de datos, paneles de control, creación de informes y análisis predictivos avanzados.

Pero si la idea es empezar, los pequeños negocios pueden hacerlo a través de herramientas más sencillas, como Google Analytics,  Facebook Insights y Twitter Analytics, las cuales, proporcionan información sobre el estado de sus perfiles y su influencia.

Google Analytics proporciona a los usuarios análisis de las visitas de un sitio web en tiempo real, el comportamiento de los visitantes a través de mapas de calor, su información de procedencia como el país, el sistema operativo y el navegador que utilizan, la influencia de social media, el contenido más popular, las variaciones en gustos, estadísticas de conversiones, informes en PDF y un largo etcétera.

Igualmente existen plataformas creadas por terceros que ayudan a obtener todos los datos necesarios para la monitorización y el control del negocio en Internet.

Finalmente hay que incluir el uso de plataformas cloud, como BiyCloud Smart, que permiten disponer de herramientas de inteligencia de negocio en la nube, con la posibilidad de consolidar datos provenientes de múltiples fuentes, crear informes en formatos Excel, Word, PowerPoint y HTML, a partir de tablas, gráficos y objetos, enviar la información a cada usuario con carácter puntual o regular e, incluso, la posibilidad de condicionar los envíos al valor de los datos, entre otras características.

 

Por Periodista Digital, Ricardo Rodríguez

Equipo Mipagina.net

Envíanos un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.